diciembre 14, 2017

Select your Top Menu from wp menus

12 zonas erógenas de hombres y mujeres

Mujeres y hombres somos diferentes en muchos aspectos, sobre todo en el tema erótico; sin embargo, compartimos algunas zonas erógenas.

En estas partes del cuerpo contamos con una mayor cantidad de terminaciones nerviosas, por lo que son más sensibles y disfrutamos cuando son estimuladas de forma adecuada.

Las zonas erógenas se dividen en dos formas: primarias, que son las partes del cuerpo más sensibles y que responden con mayor facilidad a la estimulación, y las secundarias, que también responden a las caricias pero en menor grado:

1. El cabello: El masaje del cuero cabelludo produce un relajamiento muy placentero, por lo que resulta recomendable al comienzo y al final del acto sexual.

2. La boca: La sensibilidad de los labios aumenta con la excitación haciéndolos muy sensibles al roce y la caricia de otros labios.
3. Las orejas: Son partes del cuerpo muy sensibles, y en contra de la creencia general, las de los hombres suelen serlo más que las de las mujeres. Hay dos partes muy sensibles en los dos sexos: el lóbulo de la oreja y la parte trasera.

4. Pechos: El pecho del hombre responde sexualmente pero con menos intensidad que el de la mujer. Los senos de una mujer son muy sensibles y son un centro de placer femenino.
5. Pies: Los pies están llenos de terminaciones nerviosas que proporcionan sensaciones muy placenteras.

6. Próstata: Es el llamado punto G masculino por las sensaciones tan intensas que produce. Se alcanza por el periné en el hombre, rafe medio y en la pared anterior de la vagina en la mujer.
7. Ano: De gran sensibilidad tanto en el hombre como en la mujer. Se describe como un tipo de orgasmo, especialmente en la mujer, de gran profundidad e intensidad.
8. El clítoris: Es la parte más sensible sexualmente y, para muchas mujeres, la más fácil de estimular. Se describe como un tipo de orgasmo.
9. La vagina: La entrada de la vagina es rica en terminaciones nerviosas y reacciona con intensidad a toda clase de caricias. Se describe como otro tipo de orgasmo.

10. El pene y testículos: Son zonas extremadamente sensibles en un hombre y por lo tanto donde recibe las sensaciones más intensas y placenteras. Cada zona del pene tiene relación con áreas del cuerpo del hombre y, por lo tanto, de sensaciones distintas.
11. Los brazos: En las axilas y la parte interna del antebrazo. Tanto los brazos como las manos se pueden estimular usando la punta de la lengua.
12. La espalda: En los lados de la columna vertebral y el vientre, alrededor del ombligo (en mujeres), y entre el ombligo y el pubis (en hombres).

Es un hecho que sabiendo estimular correctamente a la pareja, podemos considerar que todo el cuerpo es una zona erógena, lo cual también se debe a que la piel es la mayor fuente de sensaciones.

Recuerda que sumado a una buena comunicación, la gentil y adecuada estimulación de estas zonas ayuda a lograr una relación sexual repleta de sensaciones. Por ello, conocer tu cuerpo y el de tu pareja es el mejor camino hacia el placer.

About The Author

Soy uno de los administradores de La manzana podrida, y quiero dejar en claro que a pesar de que en esta web se hable de política yo soy un ser apolítico y es que a veces es mejor ver las cosas desde fuera, contrario a lo que muchos dicen, sigue leyendo la manzana y comprenderás mis palabras.

Related posts